DETIENEN A OTRO SACERDOTE POR SUPUESTOS DELITOS SEXUALES

REENVÍA A TUS AMIGOS

Por su probable responsabilidad en los delitos de abuso sexual y violación en agravio de una menor de edad, la Fiscalía General del Estado detuvo a un sacerdote del templo de La Soledad de Irapuato.

Luis Esteban fue capturado ayer y esta mañana fue presentado en una audiencia de control de detención.

La detención del padre fue confirmada por el departamento de Comunicación Social de la Diócesis de Irapuato.

Luis Esteban se ordenó como sacerdote en el año 2016 y fue detenido por delitos sexuales en agravio de una niña a la que le impartía catecismo.

Bajo la causa penal IP3719-245, el religioso fue presentado en la audiencia de control de detención, en la sala número cuatro de los Juzgados de Oralidad Penal.

La víctima es una niña de 13 años, que asistía con el padre al templo de La Soledad a clases de catecismo, donde perpetró actos de violencia sexual en agravio de la menor.

Cabe mencionar que apenas ayer, la Diócesis de Irapuato negó que alguno de sus sacerdotes hubiera  sido detenido por un delito de esta índole.

La Diócesis de Irapuato desmiente lo publicado por algunos medios de comunicación, escritos y digitales, este lunes 5 de agosto en relación a que un sacerdote de esta jurisdicción eclesiástica haya sido acusado y detenido por abusos de índole sexual.

Rechazamos categóricamente esa información dado que ninguno de nuestros sacerdotes -ni de la Parroquia de Nuestra Señora de la Soledad de Irapuato, ni de ningún otro templo o de alguna otra parroquia de la Diócesis de Irapuato- está en la situación que erróneamente señalan las notas publicadas. Todos nuestros sacerdotes se encuentran realizando su ministerio normalmente en favor del Pueblo de Dios.

La Diócesis de Irapuato lamenta la publicación de estas informaciones erróneas por parte de algunos medios de comunicación que ha causado daño moral a sacerdotes y confusión entre los fieles y sociedad en general.

La Iglesia es respetuosa de la labor informativa de los medios de comunicación y de la libertad de expresión, pero también conmina a que dicha labor sea apegada a la verdad y a la justicia, evitando difundir rumores infundados que causan desconcierto social.

Solicitamos, respetuosamente, a los medios que divulgaron la falsa información, aclaren puntualmente sus versiones emitidas en este caso.

La Iglesia de Irapuato reitera que está dispuesta y comprometida a informar con la verdad; manifesta también su respeto a toda persona humana, convencida de que cuando se atente contra su dignidad e integridad, el agresor -sea quien sea- se lleve ante la justicia, para que lo procesen y sancionen, en su caso, como lo dictan las leyes vigente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *